¿Te los has preguntado? Esto pasa si aplicas el freno de mano en movimiento – Milenio

¿Te has preguntado qué pasaría si accionas el freno de mano mientras conduces a una alta velocidad? Ya sea por mera curiosidad, o si lo has considerado como la maniobra de emergencia si es que en algún momento te quedarás sin los frenos hidráulicos. Te contamos qué es lo que pasaría al realizar dicha acción.

¿Qué es lo que pasa al aplicar el freno?

Conducir con el freno puesto puede generar el rápido sobrecalentamiento de las pastillas de freno traseras y con ello la primera señal la encontraremos en el tablero, sino el clásico olor de balata o freno quemado nos dará la indicación.

Muchas personas que no confían en su destreza de manejo, cuando les toca algún semáforo en alguna subida muy pronunciada, usan el freno de mano como ayuda para detener el auto y no se mueva hacia atrás y poder acelerar al mismo tiempo que el freno se desconecta.

También en una situación extrema puede funcionar como auxiliar para frenar como último recurso de emergencia si los frenos hidráulicos fallan podría resultar muy peligroso, ya que el freno de mano actúa sobre las ruedas traseras: si el vehículo circula a alta velocidad, al accionarlo las ruedas se bloquean y el conductor podría perder el control, con alto riesgo de volcamiento. 

Por esto este recurso debe usarse con extremo cuidado, intentando antes reducir la velocidad bajando los cambios, alzando la palanca del freno lentamente y sosteniendo el volante muy firme. Lo mismo sucede con el freno de pie o el freno de botón, tendríamos que accionarlo poco a poco y con cuidado por que es muy peligroso, este freno fue diseñado para el colocarlo cuando el auto esta estacionado y no como freno secundario.

¿Cómo evolucionó el freno de mano?

El freno de mano desde su invención fue algo muy importante, puesto que anteriormente cuando el vehículo ya estaba detenido o estacionado, se necesitaba de algo para que no se moviera, sobre todo en calles o avenidas con pendientes. Se utilizaban piedras, polines y cualquier cosa que pudiera detener el auto.

Fue entonces cuando se inventaron los frenos de chicote, que no era otra cosa más que jalar una palanca que accionaba un engrane para poder detener el auto, pero solo como un freno auxiliar, llamado freno de estacionamiento.

El famoso freno de mano ha cambiado de diseño incluso de funcionalidad, ya que muchos de ellos, son frenos de pie, colocado del lado izquierdo del conductor y mas arriba de los pedales tradicionales, el otro es un freno electrónico que se puede accionar con un dedo, otro más se aplica automáticamente cuando nos estacionamos y ponemos nuestra palanca automática en modo Parking.

lvm